Logo Prevención · Transparencia · Incidencia

Veeduria Distrital

Entidad de Control Preventivo de Bogotá
Logo Bogotá mejor para todos

Usted está aquí

“La cultura ciudadana es la mejor vacuna que tenemos hoy contra el coronavirus”: Veedor Distrital

Por: comunicaciones
Publicado el: Mayo 2020

La Veeduría Distrital busca transformar la cultura ciudadana para que se adapte a lo que se ha denominado como “la nueva normalidad”. Vía El Espectador

En Colombia, por mandato presidencial, la cuarentena y la emergencia sanitaria se extendieron hasta el 31 de mayo y el 31 de agosto,  respectivamente. Ante la ausencia de una vacuna, este escenario ha sido denominado por los gobernantes como una “nueva normalidad”, es decir, un esfuerzo de continuar con la cotidianidad pero estando alertas para evitar el contagio y la propagación de la COVID-19.

En Colombia, por mandato presidencial, la cuarentena y la emergencia sanitaria se extendieron hasta el 31 de mayo y el 31 de agosto,  respectivamente. Ante la ausencia de una vacuna, este escenario ha sido denominado por los gobernantes como una “nueva normalidad”, es decir, un esfuerzo de continuar con la cotidianidad pero estando alertas para evitar el contagio y la propagación de la COVID-19.

A escasos días de entrar en ese periodo (aunque se están viendo señales de que Bogotá ya entró en esta “nueva normalidad”) la Veeduría Distrital presentó la estrategia ‘Me vacuno con’. Esta es un compilado de 18 conductas con las que se pretende generar cambios en la cultura ciudadana.

Para el Veedor Distrital, Guillermo Rivera, “la cultura ciudadana es la mejor vacuna que tenemos hoy para prevenir el coronavirus”. Según este funcionario, si se logra que cada persona se haga responsable de su cuidado y del cuidado de los demás, por medio de acciones que mitiguen la propagación del virus se alcanzará una especie de “inmunidad colectiva”. 

“Existe un consenso científico universal de que el coronavirus estará con nosotros un largo tiempo. La vacuna contra este microorganismo tampoco estará en el corto plazo; por tal razón necesitamos construir un nuevo modo de vida que nos permita proteger la salud pública y la economía”, argumentó Rivera. 

Estas son las 18 conductas que propone la Veeduría Distrital:

1.     “Mejor de lejitos” mantiene el distanciamiento social: Es la medida más efectiva para evitar la propagación del virus causada por aglomeraciones innecesarias. El virus se propaga a través de las gotas que salen de la nariz o la boca de una persona infectada al toser, estornudar o hablar, razón por la cual es fundamental mantenerse al menos a un metro de distancia ya que una persona se puede contagiar al inhalar estas gotas.

2.    Lávate las manos cada 2 horas con agua y jabón durante mínimo 20 segundos: Esta es tal vez una de las medidas más eficaces para mitigar la propagación del virus, funciona en el 95% de los casos para evitar la transmisión de este virus y de muchos otros. Cuando una persona contagiada tose, estornuda o habla genera gotas que pueden caer sobre superficies u objetos (mesas, barandas, entre otros) al tocar estas superficies, otra persona se puede contagiar fácilmente.  En caso de no tener jabón, es recomendable lavar las manos con un desinfectante que tenga un contenido mínimo de alcohol del 60%. El gel antibacterial no reemplaza el lavado de manos, ya que estos no siempre logran eliminar el virus, esta es una medida temporal hasta que se tenga acceso a agua con jabón.
 
El jabón es una mezcla de grasas, agua y sales, las moléculas que lo componen pueden atraer tanto agua como grasas. Cuando las manos recogen el coronavirus, este se queda ahí ante la imposibilidad de penetrar la capa externa de la piel; al lavarse las manos, el jabón y el agua cubren toda la mano, aflojan el virus y disuelven su envoltura grasosa viral, desactivándolo al instante y finalmente siendo arrastrado por el agua.
 
3.    Tápate la boca y nariz al estornudar con la parte interna del codo: Al seguir esta recomendación, se evita que se propague el virus por la saliva que produce el estornudo si no se cubre en lo absoluto y a su vez evita que está quede en nuestras manos. Puesto que,  las manos  en el 80% de los casos son el mayor  transmisor del virus, por medio de ellas dejamos nuestra marca en las cosas que tocamos, incluidos nuestros ojos, nariz y boca.
 
4.    El tapabocas a medias, no sirve: El tapabocas debe cubrir nariz y boca, de lo contrario pierde toda su protección. Los tapabocas disminuyen hasta 25 veces la exhalación de gotas de virus, además disminuyen las probabilidades que una persona sana se enferme en un 60% a 80%. Sin embargo, genera una falsa seguridad, el uso de este elemento no reemplaza el lavado de manos ni el distanciamiento social.
 
5.    A todos nos pica la cara, nariz u ojos, mejor ráscate con el dorso del brazo: El contagio del virus se produce por contacto cercano (a menos de un metro) de una persona con síntomas, debido al riesgo de que las mucosas (boca y nariz) o la conjuntiva (ojos) se expongan a gotas respiratorias que pueden ser infecciosas.  Al utilizar tapabocas, las personas que no estaban acostumbradas les tiende a picar la cara más de lo normal, lo recomendable es hacer un ejercicio consciente y evitar rascarse directamente con las manos.
 
En un estudio de 2015 se observó cuántas veces 26 estudiantes de medicina se tocaban la cara, cada uno se tocó la cara un promedio de 23 veces por hora. Casi la mitad de esas ocasiones (44%) involucró contacto con sus ojos, nariz o boca. Una de las razones más comunes y estudiadas en el comportamiento humano es la sensación de calma y seguridad que genera el tocarse la cara.
 
6.    A tu celular, llaves, billetera, alimentos o mercado también se les puede pegar el virus: El COVID-19 se puede contagiar de forma indirecta, por contacto con superficies que se encuentren en su entorno inmediato o con objetos que haya utilizado. Según un estudio del 2012, en promedio una  persona puede tocar superficies en espacios públicos más de tres veces por hora. Además, algunos experimentos han demostrado que el virus sobrevive fuera del cuerpo hasta cuatro horas en una superficie de cobre, 24 horas en cartón y hasta dos o tres días en plástico y acero.
 
7.    Si sales a hacer ejercicio, cuídate a ti y cuida a los demás: Las infecciones respiratorias se pueden transmitir a través de gotas respiratorias, que tienen un diámetro de 5 a 10 micrómetros y también a través de núcleos goticulares, cuyo diámetro es inferior a 5 micrómetros. Al salir a hacer ejercicio, se deben reforzar aún más las medidas de desinfección de elementos y de distancia social entre corredores o personas que están ejercitándose, ya que una persona puede estar haciendo ejercicio, estar contagiado y no presentar ningún síntoma. Una vez realices actividad física es necesario limpiar todas las superficies que se hayan tocado, pensando en el bienestar de la comunidad.
 
8.    Evita las conversaciones y el contacto en los ascensores: Al ser espacios cerrados y con poca ventilación, son el lugar ideal para propagar el virus. Debes evitar tocar los botones con las manos, apoyarse en los espejos o barandas; además evitar las aglomeraciones innecesarias en ellos. Si el ascensor es muy pequeño y no garantiza el distanciamiento social, es importante utilizarlo individualmente.
 
9.    Lávate las manos al manipular dinero en efectivo: La OMS ha recomendado lavarse las manos luego de manipular dinero en efectivo y aunque esta recomendación viene desde antes de la epidemia por COVID-19, actualmente y debido al tráfico normal del dinero cobra mayor importancia el lavado de manos después de manipularlo, en la medida de lo posible utilizar medios electrónicos para efectuar pagos.

 

10.  Limpia las patas de los animales de compañía una vez regresen de su paseo diario: En Bogotá está permitido el pasear a las mascotas y ningún administrador de edificio puede prohibirlo, sin embargo es muy importante cuidar también a las mascotas cada vez que salen a pasear. Bajo ningún motivo se recomienda limpiar las patas de los animales con alcohol o gel antibacterial, estos tienen componentes químicos que pueden dañar, irritar e incluso quemar la piel de las almohadillas o huellitas de los animales, la mejor forma de limpiarlos es con agua y jabón
 
11.  Desinfecta, lava o bota (según sea el caso) el tapabocas que estas utilizando: Teniendo en cuenta que el tapabocas es de uso obligatorio en la ciudad, es fundamental mantener una higiene adecuada de estos. Antes de ponerse el tapabocas es muy importante lavarse las manos, evita tocar el tapabocas mientras lo estás utilizando. En la medida de lo posible, no utilizar más de una vez un tapabocas desechable.
 
12.  Evita comer en la calle, lo que compres consúmelo en el hogar: Aunque las personas utilicen guantes y tapabocas, esto no protegen de ninguna manera los alimentos que se compran en la calle o en tiendas. Se recomienda siempre llevarlos a la casa, desinfectarlos y ahí si ingerirlos. Esto a razón que hay una alta probabilidad de que al consumirse el alimento  en la calle, este pueda entrar en contacto con el virus, ya sea por cercanía a una persona contagiada o por el virus que queda pegado a guantes y tapabocas propios.
 
13.  Cámbiate de ropa al llegar a tu casa: La OMS recomienda seguir las instrucciones de lavado de ropa común y corriente, es decir con agua y con jabón, ya que el alcohol u otro tipo de desinfectante podrían dañarla. Sin embargo, como una medida de cuidado personal y para la familia, algunos estudios recomiendan cambiarse la ropa al llegar a casa y desinfectar la suela de los zapatos, todo esto para disminuir la posibilidad de que pequeñas gotas del virus hayan quedado impregnadas en estos artículos.
 
14.  Desinfecta las superficies de trabajo e implementos de oficina: Desde el teléfono, el teclado, los audífonos hasta el celular y todos los elementos que estén en constante contacto se deben desinfectar por lo menos cada dos horas.
 
15.  Al salir a la calle, evita salir con el pelo suelto: Aunque el riesgo de que algunas partículas del virus se adhieran al pelo (o a la barba) es bajo, algunos estudios han determinado que las partículas virales pueden flotar en el aire alrededor de media hora, si estas se adhieren al pelo y posteriormente te tocas el pelo y llevas las manos a tu cara, el riesgo de contagio es mayor.
 
16.  Evita mantener largas las uñas de las manos: Las uñas largas dificultan el lavado de manos y en ellas se puede acumular suciedad. Diversos estudios han demostrado que la región de las uñas también llamada región subungueal, contiene miles de bacterias por cada punta de dedo, más que el resto de la mano, gracias a la protección física que proporciona la uña y a la humedad atrapada ahí.
 
17.  Trata de caminar con las manos en los bolsillos:  Ante la tentación de mandarse las manos a la cara, en la calle se sugiere caminar con las manos en los bolsillos para así tomar conciencia y prevenir contacto.
 
18.  Prefiere el transporte individual: Opta por la bicicleta, caminar y patineta, para desplazarte en la ciudad.
 
Un pasajero con COVID-19 pondría en riesgo a 20 más en TransMilenio en condiciones normales de ocupación, según estudio de la Nacional. Por ejemplo, reducir el número de pasajeros alrededor de la persona infectada de 7 a 6 reduce a la mitad el número total de personas expuestas (10), mientras que hacerlo hasta con 5 reduciría la exposición a infectarse a cerca de 6 personas.

Rivera defiende la idea del profesor Antanas Mockus de que las regulaciones del comportamiento humano se dan mediante tres factores: ley, moral y cultura (entendida como un sistema regulador de costumbres). Es esta última a la que pretende llegar por medio de la estrategia, ya que “resulta imposible contar con un policía para cada ciudadano que se asegure de cumplir con las normas”.

El Veedor Distrital confía en la voluntad ciudadana para sobrellevar esta “nueva normalidad”, en parte porque ha visto que la adopción del uso del tapabocas en espacios públicos ha sido buena, pero también porque identifica una concientización de los bogotanos sobre las medidas que deben ser tomadas. 

Muestra de lo anterior es que según la última encuesta ciudadana, desarrollada por la Alcaldía Mayor de Bogotá, el 92 % de las personas consultadas dijo estar de acuerdo de volver a una cuarentena estricta en el caso de que la capacidad de ocupación de las Unidades de Cuidado Intensivo (UCI’s) alcancen el 70 %. 

Fuente: El Espectador

Filtro de noticias